STOP FRENECTOMÍAS «Osteopatía, lactancia y sentido común»

Osteopatía, lactancia y sentido común

Diagnosticar a casi todos los bebés que tienen problemas de lactancia con un tipo de frenillo es poner una etiqueta a un problema en que en el 90 % de los casos NO es real.

Todos los bebés nacen con frenillo, porque la lengua es un músculo que necesita del frenillo sublingual, es una estructura que forma parte de ella.

El frenillo al igual que muchos sistemas del cuerpo necesita su tiempo para adquirir funcionalidad, y necesita que todas las estructuras con las que se relaciona funcionen como deben para que la succión-deglución sea coordinada, organizada y fluida.

En los años 80, se normalizaba que en el 90 % de los partos se realizase una episiotomía, en la actualidad la evidencia NO JUSTIFICA el corte sistemático del periné. Hoy día, la práctica sistemática del corte del frenillo sublingual en los bebés con problemas de lactancia también es INJUSTIFICADA.

Marta Ibarra

En Osteopatía maternoinfantil cada día vistamos casos donde el diagnóstico no se ajusta a la realidad, donde la etiqueta de anquiloglosia es completamente errónea.

En muchas ocasiones ya se ha cortado el frenillo y los problemas siguen existiendo sin cambio evidente en la sintomatología.

En otras ocasiones las madres deciden probar otras alternativas antes de tomar la decisión de un tratamiento invasivo como es cortar el frenillo.

¿NADIE SE PLANTEA QUE ALGO NO SE ESTA HACIENDO BIEN?

La Osteopatía ayuda al bebé a conseguir una mejor funcionalidad ya que todos los bebés nacen para mamar, sus lenguas, sus bocas, sus mandíbulas saben hacerlo y están prepadas para ello.

Nuestro objetivo es ayudarle a conseguirlo de una  manera menos agresiva, más conservadora, funcional y respetuosa.

El enfoque multifactorial de la lactancia no debería simplificarse al frenillo sublingual. El pecho y el estado post-parto de la madre, la mandíbula del bebé, su cuello, sus clavículas, su cara, su cráneo, su estado de alerta y fatiga… todo ello influirá sin excepción alguna en la función orofacial presión intraoral que sea capaz de ejercer para realizar una succión-deglución efectiva y coordinada.

En Osteopatía maternoinfantil tratamos a bebés con problemas de lactancia con frenillos cortados y sin cambio después del corte, otros diagnosticados de anquiloglosia que los padres han decidido no cortar; ambos grupos mejoran con un abordaje manual conservador y multifactorial.